La insuficiencia cardíaca es una enfermedad crónica grave que, incluso con el mejor tratamiento médico, progresa a lo largo del tiempo. La progresión de esta enfermedad es imprevisible y varía de una persona a otra, por lo que es posible que no sepa exactamente lo que va a ocurrirle en el futuro. Por ello, es importante que usted y su familia hablen de sus deseos en el futuro en caso de que esté muy grave y no pueda tomar decisiones sobre su tratamiento médico en ese momento. También es conveniente que hable de ello con su médico de atención primaria.

La planificación para el final de la vida (las semanas finales de vida cuando la muerte está próxima) no debe considerarse como una renuncia a la vida, sino más bien como una forma positiva de enfrentarse a las preocupaciones que podría tener si no es capaz de tomar decisiones sobre su propio tratamiento o sobre la muerte y la agonía. Las respuestas a sus preguntas y la comunicación a otras personas de sus deseos al final de la vida pueden ayudarle a tener una mayor sensación de control y tranquilidad de espíritu con respecto a su vida futura.

Esta sección presenta las diversas opciones disponibles para que planifique sus futuros cuidados mediante un (plan de voluntades anticipadas). Piense en estas opciones y coméntelas con su familia. Es importante recordar que no hay ninguna forma correcta o incorrecta de planificar su futuro, por lo que debe ser sincero con respecto a sus sentimientos y elegir lo mejor para usted.

Voluntades anticipadas
Orden de no reanimar
Testamento vital
Plan económico
Preguntas para su médico o enfermera
Conversación con su familia o cuidador